Como un escolar sencillo

Leer en tiempo de Corona 

Confinamiento. Una tarde en la biblioteca de ThéâViDa. Unas ganas de escaparse con la cultura. 

El anuncio cayó: llegó un segundo confinamiento en Francia.

Leer. Tenía que leer más esta vez.

Seleccioné varios libros de la biblioteca de ThéâViDa. Como si estuviera haciendo mis provisiones para sobrevivir dos meses. Algunos coleccionan los papeles higiénicos, esta vez yo decidí coleccionar libros y leerlos. Después de haber seleccionado todo lo que se podía encontrar en el idioma español, caí en el libro 16 cuentos latinoamericanos. Hace tiempo que había  rechazado la idea de que los cuentos eran únicamente historias para niños. Descubrir distintos autores sudamericano me emocionaba también, más aún al observar en la página de presentación algunos grandes nombres de la literatura latinoamericana como Garcia Marquez, o Cortazar. 

Descubrir, eso era una palabra que quería que caracterizara esta segunda cuarentena.

Mis impresiones acerca de la lectura del cuento de Senel Paz 

Hoy les voy a contar la inspiración que tuve por la lectura del cuento de Senel Paz, un autor cubano: Como un escolar sencillo.

Seguimos a Pedrito, un anti-héroe, como lo llamaría la crítica literaria. Pedrito es un joven que está por terminar el secundario. Una persona que aprendemos a conocer en solo cincos páginas. De lo que podemos aprender de Pedrito es alguien a quien nunca le pasan cosas extraordinarias, que se inventó una vida y que no le gusta como es. Que le gustaría ser otro, más popular, más guapo, más aceptado pero que, por otro lado, es una persona invisible, de quien nadie se enamora y menos la chica que le gusta. 

El autor, Senel Paz

Como un escolar sencillo es un cuento que trata de la identidad y su aceptación en la sociedad.

Habían ya entendido la frase: el césped parece más verde en el jardín de su vecino que en su propio jardín? Pues, de eso trata el cuento escrito en primera persona. Una forma de contar que nos hacen sentir los sentimientos del personaje, y, entonces fortalecer nuestra identificación con él. Como no ser más a sí mismo. Un cuestionamiento que lleva el cuento casi filosófico pero tan real y presente en la realidad de todos. A lo del cuestionamiento, viene uno más: el florecimiento. Florecer, o en otras palabras cómo ser mejor persona. El joven recibe la noticia de que obtuvo una beca para la universidad, lo que garantiza sus posibilidades de acceder a mejores oportunidades. 

Pero antes de irse, asistamos a la cita que tiene con el frente al espejo, consigo mismo. Hablando a sí mismo, o mejor dicho al antiguo Pedrito. Poco después se termina el cuento y llegamos a la conclusión que tal vez esa era la solución, cambiarse de lugar. 

Si les cuento mis impresiones acerca del cuento de Senel Paz, es porque yo también tuve una cita similar frente al espejo antes de irme por un año de Erasmus en Argentina. De las pocas cosas que tenía en esta época, estaba seguro de que algo me esperaba allí, en este país del que solo sabía que tenían buenas carnes y bailaban Tango. No saber lo que nos espera, solo saltar en un vacío lleno de mil cosas, para encontrar, en los brazos de la aventura, una sensación de amor calurosa. Allí bailé el tango con mi vida, sintiendo lo profundo que era el cambio que estaba conociendo. Un florecimiento. Mi florecimiento. 

Y ustedes, cual fuera vuestra florecimiento ? ¡Contanos en nuestras redes !

Un artículo escrito por Juanc para TheâViDa

Votre commentaire

Entrez vos coordonnées ci-dessous ou cliquez sur une icône pour vous connecter:

Logo WordPress.com

Vous commentez à l’aide de votre compte WordPress.com. Déconnexion /  Changer )

Photo Google

Vous commentez à l’aide de votre compte Google. Déconnexion /  Changer )

Image Twitter

Vous commentez à l’aide de votre compte Twitter. Déconnexion /  Changer )

Photo Facebook

Vous commentez à l’aide de votre compte Facebook. Déconnexion /  Changer )

Connexion à %s

Créez votre site Web avec WordPress.com
Commencer
%d blogueurs aiment cette page :